Entrenamiento en el río al atardecer

El pasado viernes 23 de febrero fue la última salida al río que hicimos en preparación al Desafío Centenario.

 
Durante cinco viernes, nos embarcamos río adentro y nadamos una y otra vez de la boya la barco, y del barco a la boya. A veces nadamos en un río tranquilo bajo un cielo rojizo y otras, con las olas de la sudestada tratando de encontrar la lancha. A veces contracorriente y sintiendo que no llegábamos más a la boya y otras veces nos dejábamos llevar.
 
Entre los nadadores había algunos muy experimentados y otros que era la primera vez que nadaban en aguas abiertas. Siempre todo fue un trabajo en equipo: nadar en parejas, esperar a tu compañero, ayudar a los más nuevos, disfrutar del río los más viejos. Con el correr de los días, todos fueron ganando confianza y el grupo se consolidó.
 
El equipo de buceo del club también nos acompañó en estas salidas. Para ellos el objetivo era practicar las maniobras de salvamento por lo cual en las salidas de dos viernes se hicieron simulaciones de rescate y muchos de nosotros “tuvimos que ser rescatados”.  El grupo de buzos también participarán del Desafío Centenario dando apoyo durante el cruce del Brazo Rincón.
 
Y como no podía ser de otra manera, fin del día en el bar compartiendo milanesas, revuelto gramajo y una cervecita. ¡Qué se repita!
 

Galeria de fotos: